Ciudad de México a 24 de Octubre (AMPRYT NOTICIAS).-La Cámara de Diputados, las Secretarías de la Defensa Nacional y de Marina y el Instituto de Seguridad Social de las Fuerzas Armadas Mexicanas (ISSFAM) firmarán, mañana miércoles 25 de octubre, una carta compromiso para avanzar hacia “Espacios 100% de trato digno y respetuoso a las mujeres durante el embarazo, parto y puerperio”.

Así lo dio a conocer la diputada Maricela Contreras Julián, quien informó que el documento será signado en el Hospital Militar de Especialidades de la Mujer y Neonatología, y que tiene como fin realizar acciones transversales y con perspectiva de género que disminuyan la desigualdad entre hombres y mujeres que prevalecen en el sistema de salud.

Con este compromiso, precisó, el ISSFAM se establecería como la primera institución que atiende la Recomendación General 31/2017 de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), en la que urge a diseñar y poner en práctica una política pública de prevención de violaciones a los derechos humanos de las mujeres en ocasión del embarazo, el parto y el puerperio, centrada en el reconocimiento de la mujer como protagonista, en la relación materno-fetal.

El documento será suscrito por el General Salvador Cienfuegos Zepeda, Secretario de Defensa Nacional; el Almirante Vidal Francisco Soberón Sanz, Secretario de Marina; el General de División Jesús Javier Castillo Cabrera, Director del ISSFAM, y la diputada Maricela Contreras, Presidenta de la Comisión Especial de Delitos Cometidos por Razones de Género, así como el diputado Jorge Carlos Ramírez Marín, Presidente de la Cámara de Diputados.

El acuerdo “Espacios 100% de trato digno y respetuoso a las mujeres durante el embarazo, parto y puerperio” plantea tres compromisos ejes, donde las Fuerzas Armadas y la Cámara de Diputados se comprometen a llevar a cabo diversas acciones en todos los niveles de su competencia.

Destacan diseñar y aplicar programas para mejorar la calidad de la atención de la salud materna, centrándose en el trato digno y respetuoso como componentes esenciales; promover el derecho de las mujeres a recibir una atención de la salud digna y respetuosa en el embarazo, parto y puerperio; aplicar un programa permanente de formación en materia de derechos humanos de las mujeres, de manera específica sobre el derecho a la protección de la salud, el derecho de acceso a la información en materia de salud y las normas oficiales en materia de salud, desde una perspectiva de género.

Por su parte, la Cámara de Diputados se compromete a legislar en materia de salud, para que se cuente con igualdad de oportunidades en el acceso de los servicios y se respeten los derechos humanos en la prestación del mismo; legislar en materia de violencia de género para lograr su erradicación en sus diversos tipos y modalidades, poniendo énfasis en el reconocimiento en la legislación respectiva de la modalidad de violencia obstétrica, así como promover la asignación de recursos en el análisis y aprobación del Presupuesto de Egresos del Ejercicio Fiscal que corresponda, para fortalecer los servicios de salud.

Finalmente, el documento señala que para lograr el objetivo del presente compromiso podrá solicitarse asesoría y acompañamiento del Instituto Nacional de las Mujeres, de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, de las instancias estatales para mujeres, de los organismos locales de protección de los derechos humanos, y de las organizaciones de la sociedad civil con trabajo en la materia.